hohes C

Alimentos para la endometriosis

La endometriosis es una enfermedad crónica que afecta a millones de mujeres en todo el mundo. Aunque la endometriosis no tiene cura, hay muchas cosas que puedes hacer para reducir los síntomas y mejorar tu calidad de vida. A continuación, te damos algunos consejos nutricionales para combatir la endometriosis.

¿Qué es la endometriosis?

 

La endometriosis es una enfermedad crónica que afecta a millones de mujeres en todo el mundo. Aunque la endometriosis no tiene cura, hay muchas cosas que puedes hacer para reducir los síntomas y mejorar tu calidad de vida. A continuación, te damos algunos consejos nutricionales para combatir la endometriosis.  

 

La endometriosis es una patología asociada a la regla que afecta a un 10% de las mujeres en edad fértil en el mundo, una cifra que ronda los dos millones en España. Se produce cuando el tejido que normalmente recubre el interior del útero crece fuera de él, causando dolor y síntomas incómodos. Puede afectar a los ovarios, las trompas de Falopio, el intestino y la vejiga. Los síntomas incluyen dolor menstrual intenso, dolor pélvico crónico, fatiga, dolor durante las relaciones sexuales y problemas intestinales y urinarios.

Alimentos que ayudan a combatir los síntomas de la endometriosis

                                                                   

      1. Alimentos ricos en fibra

Los alimentos ricos en fibra como las frutas, las verduras, las legumbres y las nueces ayudan a regular los niveles de hormonas en el cuerpo y a reducir la inflamación.

 

      2. Grasas saludables

Las grasas como las que se encuentran en el aceite de oliva, el aguacate, el pescado azul, las nueces y las semillas ayudan a reducir la inflamación y el dolor asociado a la endometriosis.

 

     3. Alimentos ricos en hierro

La endometriosis puede causar anemia, por lo que es importante incluir alimentos ricos en hierro como la carne roja, el hígado y las legumbres que son buena fuente de este mineral.

 

     4. Vitamina D

Las mujeres con endometriosis tienden a tener niveles más bajos de vitamina D en comparación con la población general, niveles más altos de los cuales parecen estar asociados con un menor riesgo de contraer la enfermedad. Una de las principales fuentes de vitamina D es la exposición del sol, pero también se puede obtener a través de la dieta: pescado azul, yema de huevo y alimentos fortificados como los zumos HOHES C.

 

    5.  Magnesio

El magnesio puede ayudar a reducir los síntomas de la endometriosis como el dolor y la inflamación. Las fuentes de magnesio incluyen aguacates, espinacas, nueces, semillas de girasol y plátano.

 

   6.  Antioxidantes

Los antioxidantes pueden ayudar a reducir la inflamación y el dolor asociados con la endometriosis. Las frutas y verduras coloridas son fuentes de antioxidantes incluyendo bayas, uvas, brócoli, col rizada y espinacas.

 

 

Además de incluir todos estos alimentos ser recomienda evitar o reducir los alimentos procesados y refinados, la carne roja, los lácteos y el gluten. Es importante recordar que cada persona es diferente y que lo que funciona a una persona puede no funcionar a otra. Es importante, por lo tanto, prestar atención a los propios síntomas y hacer cambios en la dieta en consecuencia consultando con un profesional de la salud.

 

Aunque no hay una cura definitiva para la endometriosis una dieta saludable y un buen estilo de vida va a ayudar a reducir los síntomas y a mejorar la calidad de vida de las mujeres afectadas.